Buscando el Rubicón

El 10 de enero del año 49 a.d.C, Julio César cruzó un río que los romanos llamaban Rubicón. El río era tan insignificante geográficamente que hoy en día no se sabe a ciencia cierta de qué río se trataba, si desapareció, si en realidad es parte de otros… Históricamente el Rubicón no tiene nada que envidiar al Danubio. Cruzar el Rubicón, políticamente hablando, es dar un paso hacia adelante del que no se puede retroceder. Una vez cruzado el Rubicón, Julio César había retado las leyes de la República. En ese momento es cuando – dice la Historia- pronunció la célebre frase “Alea iacta est”, es decir: “La suerte está echada”.

Curiosamente, hay un fenómeno psicológico humano que podría llamarse “falso rubicón”. Pensamos que a partir de determinada acción nuestro comportamiento no puede reconducirse. Al dar ese paso limitamos el número de opciones que vamos a considerar, aunque nuestras opciones reales sean las mismas que antes de cruzar el Rubicón. Pensamos que “no hay vuelta atrás”, que “lo hecho, hecho está”, etc. Tiempo después descubrimos que el verdadero Rubicón se encontraba más adelante en el camino, o que jamás hubo un Rubicón por medio.

4 comments

  1. Puede que tengas razón en que nuestro comportamiento siempre se puede reconducir, independientemente de los pasos que hayamos dado en el pasado o las experiencias que hayamos tenido.

    Sin embargo, creo que no se puede discutir la verdad que predica la máxima “no hay vuelta atrás”. Para todas nuestras vivencias sólo hay una primera vez. O como dirían los budistas, nacemos y morimos en cada instante, en cada fracción infinitesimal del tiempo.

    De hecho, estoy convencido de que gran parte de nuestras penas (como occidentales) tienen su origen en una carencia educativa. Nadie nos enseñó que lo único que se puede afirmar sin miedo a equivocarse acerca de esta loca vida es que todo cambia. Continuamente. Cada instante. Puedes caminar en círculos y volver cada cierto tiempo al punto de inicio. Pero cada vez que pases por allí tu experiencia vital será distinta a la anterior. En ese sentido “no hay vuelta atrás”.

    En Occidente nos negamos a aceptar eso. Creemos en el término “siempre”. Grave error.

  2. Otra metáfora: “Nunca te bañarás dos veces en el mismo río”.

    Yo también concibo el tiempo como flujo. Curiosamente, ayer leí el post de tu blog sobre la hipótesis de Sapir-Whorf, y me quedé un buen rato pensando en cómo percibimos el mundo a través de nuestra lengua.

    El primer ejemplo que me vino a la cabeza (algo que me impactó descubrir) es que en la Grecia Clásica consideraban que el futuro es lo que tienes detrás (no lo ves y se te viene encima) y el pasado lo que tienes delante (lo ves y se te va alejando). Esa concepción, aunque no sea la que aprendí, me resultó mucho más lógica. Creo que esta forma de ver el tiempo también enlazaba con la metáfora del río, pero no estoy segura.

  3. Es verdad, tiene muchísima lógica. Y es una forma genial de concebir la línea del tiempo. Me encanta.

    En cuanto a la forma de ver el mundo según el lenguaje que hables, me imagino que tú tendrás mucho que decir al respecto, siendo bilingüe.

    A este blog llegué porque lo tienes linkeado en Flickr (intrigado por la referencia a Brenda Lee), y me encantó este post. También me hizo gracia el de Kurt Vonnegut, aunque mentiría si digo que he leído a ese tío. Sólo conocía sus famosas reglas para escribir un buen relato breve. De todas formas, este blog lo tienes un poco abandonado, ¿no?

    Luego, buceando un poco más por las fotos descubrí que haces música y así fue como llegué al blog de Aroah. Me mola mucho como escribes y como razonas. Tu música no la conozco, pero si es la mitad de buena que tu forma de razonar y escribir, debe ser una maravilla.

    Así que nada, añadiré tus feeds a mis favoritos para ver que te cuentas. A veces, en el mundo virtual se dan casualidades afortunadas.

  4. Jo. Gracias por los ánimos. Abandoné el blog personal porque me parecía que ya con la música estaba dando suficiente la tabarra al mundo. Al final, el blog de Aroah se ha convertido en lo que debería ser éste y estoy reconsiderando retomarlo. Implicaría compartimentar un poco más mis ideas, así que primero debo considerar las consecuencias…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s